1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

  279. Número 279 · Diciembre 2021

  280. Número 280 · Enero 2022

  281. Número 281 · Febrero 2022

  282. Número 282 · Marzo 2022

  283. Número 283 · Abril 2022

  284. Número 284 · Mayo 2022

  285. Número 285 · Junio 2022

  286. Número 286 · Julio 2022

  287. Número 287 · Agosto 2022

  288. Número 288 · Septiembre 2022

  289. Número 289 · Octubre 2022

  290. Número 290 · Noviembre 2022

  291. Número 291 · Diciembre 2022

  292. Número 292 · Enero 2023

  293. Número 293 · Febrero 2023

  294. Número 294 · Marzo 2023

  295. Número 295 · Abril 2023

  296. Número 296 · Mayo 2023

  297. Número 297 · Junio 2023

  298. Número 298 · Julio 2023

  299. Número 299 · Agosto 2023

  300. Número 300 · Septiembre 2023

  301. Número 301 · Octubre 2023

  302. Número 302 · Noviembre 2023

  303. Número 303 · Diciembre 2023

  304. Número 304 · Enero 2024

  305. Número 305 · Febrero 2024

  306. Número 306 · Marzo 2024

  307. Número 307 · Abril 2024

  308. Número 308 · Mayo 2024

  309. Número 309 · Junio 2024

  310. Número 310 · Julio 2024

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

Pactándose encima

El discurso real y las negociaciones de investidura. Minuto y resultado

El constitucionalismo, una propuesta subnormal de normalidad democrática, no para. Tampoco en Navidad

Guillem Martínez Barcelona , 25/12/2019

<p>Navidad, discurso del rey</p>

Navidad, discurso del rey

Pedripol

En CTXT podemos mantener nuestra radical independencia gracias a que las suscripciones suponen el 70% de los ingresos. No aceptamos “noticias” patrocinadas y apenas tenemos publicidad. Si puedes apoyarnos desde 3 euros mensuales, suscribete aquí

Un discurso de Navidad del rey no es un discurso del rey. Es una tradición. En la tradición británica y holandesa, son discursos hasta cierto punto enervantes, pues no dicen nada, fieles a una tradición en la que, oralmente, los reyes no existen y carecen de opiniones personales públicas. Por aquí abajo, la monarquía no tiene de eso. También carece de una gran tradición en el género discurso. El rey, en fin, nunca ha estado donde debía. O, al menos, donde están las otras monarquías que aún existen en Europa. Lo que explica la rareza de la monarquía esp. Una monarquía que, de no haber sido por elementos externos –el Congreso de Viena en el XIX, o la guerra fría en el XX–, hubiera desaparecido por mérito propio. La monarquía, quizás por eso mismo, no ha tenido que currarse sus discursos. Carece, por ello, de grandes discursos históricos. No emitió, por ejemplo, ningún discurso para recibir a la dictadura de Primo. Lo hizo por otro lado, sin discursos. Carece, y esto es muy importante y marca el límite de sus discursos, de un discurso para posicionarse ante el fascismo esp. Y carece de un discurso para posicionarse ante el fascismo europeo. El gran discurso, en varios siglos, es del anterior rey, cuando el 23F. Un discurso inusual –por lo anteriormente explicado–, hasta cierto punto ambiguo –no ha superado el paso del tiempo; el tiempo le agrega ambigüedad–, y que aporta la gran característica de los discursos reales desde entonces. Son discursos pobres, pero que poseen una robusta interpretación, que se realiza a tiempo real en los medios y en la política. Son, por tanto, discursos políticos, que no vienen a potenciar la independencia de la monarquía, sino su apuesta por una determinada interpretación de la Constitución y de la política. Cierran, más que abren. Y el de Navidad –esa tradición dentro de la tradición– acostumbra a ser tan blanco y tan sometido a la aludida interpretación vertical, que el rey puede alucinar o, incluso, mentir, como el anterior rey, que meses antes de que su hija tuviera un juicio por corrupción –en el que el Fiscal hizo las veces de defensa–, discurseó que “la justicia es igual para todos”.

Respecto del actual rey, sus discursos carecen de lógica propia desde el 3-O de 2017, cuando, en pleno conflicto, decantó la balanza hacia el conflicto. Aquel discurso –agresivo, en el que modulaba una solución agresiva, en el que se apostaba por la desaparición de la monarquía en Cat, a cambio de su resiliencia en Esp, aportando y modulando el tema de la unidad nacional; aportando y modulando nacionalismo– fue, sin duda, también histórico. En la dirección contraria a la prevista. Ha sido un discurso desautorizado por los hechos en Europa. Incluso ha sido desautorizado por los hechos en Esp, a través de la sentencia al juicio al procés, también agresiva, pero –y esto orienta sobre el carácter yuyu de aquel discurso– menos que el discurso del rey. El carácter inapropiado y desmesurado de aquel discurso queda patente por su silenciación posterior, y su escasa repetición en los medios. Aquel discurso beligerante, en una Casa Real que no ha sido beligerante en sus discursos de los últimos 200 años contra cosas importantes, contra las que habría tenido que ser beligerante, fue una ruina. El rey podría haber ayudado a descongestionar. Colaboró, fue pieza clave, en una congestión mayor. Y sin fecha de caducidad.

Sobre el discurso del Navidad de este año. Es, como siempre, un discurso refrendado por el Gobierno. Como el del 3-O. Lo que orienta sobre dos escuelas de refrendamiento. La del PP y la del PSOE, más preocupado, se diría, por el futuro de la monarquía. El discurso fue rico en matices. Es decir, pobre en contenido. Matizó que Cat es un problema –¿cuál es? ¿Sus costas, sus playas? ¿Sus políticos? ¿Su población?–, y que al Presi de Gobierno lo elige el Congreso, no él. Algo, hasta cierto punto, no del todo correcto. Los ejes programáticos, o al menos los más aludidos, fueron dos: su familia –la continuidad, vamos; se colige cierto estrés ahí– y la defensa de la Constitución. Una Constitución sin título autonómico y sin tramo de Bienestar operativos. Lo que da a esa defensa ultrasur de la Constitución un aire ideológico. Es el constitucionalismo, escuela de pensamiento que no tiene nada que ver necesariamente con la palabra constitucional. Quizás esa alineación puede ser el hecho programático del discurso, poco más. Lo que es mucho.

Amplias regiones del Estado ven con cara de póquer las negociaciones PSOE-ERC. Contradicen el constitucionalismo, si bien no lo constitucional. Y, con ello, dificultan opciones democráticas. Fiscalía, después de lo de la sentencia del TJUE, ya se ha definido. En la dirección de que la sentencia del TJUE no existe. No ofrece, en ese sentido, ningún cambio o asidero. Parece ser que lo que dijo Sánchez en campaña, cuando prometió la cabeza de Liberty Valance –recuerden: la fiscalía es mía–, no es tan así. Puede suceder lo mismo con Abogacía del Estado, que, al menos sobre el papel, sí que es un ente gubernamental. En su día, cuando el Juicio al Procés, el Gobierno no consiguió rebajar cargos, más allá del de sedición, desmesurado. Y, en el trance, el Supercicuta de Abogacía, Edmundo Bal, denunció presiones, fue defenestrado y acabó en C's –el constitucionalismo ese–, partido por el que es uno de sus escasos diputados. El lunes, al menos, Abogacía debería haber comunicado el posicionamiento legal del Gobierno ante la sentencia del TJUE, algo que puede facilitar o embrollar el pacto con ERC. No lo ha hecho. Es difícil interpretar, por ahora, si eso es así por decisión del Gobierno –no quiere que Abogacía abra la boca de la cara antes de hacer público el pacto con ERC; que nunca será, por otra parte, absolutamente público, o sería un pacto inoperante–, o si eso es una iniciativa de Abogacía para postergar y hacer tambalearse la investidura, que parece que ya no podrá ser en diciembre. Abogacía se ha dotado –o el Gobierno le ha dotado; algo menos verosímil–, de la capacidad de decidir la emisión de su diagnóstico hasta el 2E. Lo que puede hacer peligrar una investidura antes de la Epifanía de Reyes, una frontera intelectual para una investidura con éxito. 

El Constitucionalismo, la interpretación de la CE78 desde los 90, una propuesta subnormal de normalidad democrática, no para, se diría. Tampoco en Navidad.

Ya está abierto El Taller de CTXT, el local para nuestra comunidad lectora, en el barrio de Chamberí (C/ Juan de Austria, 30). Pásate y disfruta de debates, presentaciones de libros, talleres, agitación y eventos...

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autor >

Guillem Martínez

Es autor de 'CT o la cultura de la Transición. Crítica a 35 años de cultura española' (Debolsillo), de '57 días en Piolín' de la colección Contextos (CTXT/Lengua de Trapo), de 'Caja de brujas', de la misma colección y de 'Los Domingos', una selección de sus artículos dominicales (Anagrama). Su último libro es 'Como los griegos' (Escritos contextatarios).

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

6 comentario(s)

¿Quieres decir algo? + Déjanos un comentario

  1. Uno

    Aprovecho para hacer notar que el bueno de Martínez, libertario negrinista que se come todas, pero todas las diatribas antiindepes (en realidad: anticatalanas) paridas por las mentes más degeneradas del constitucionalismo (los Oriol Güell Puig y compañía) dio pábulo a las denuncias falsas con pruebas ídem creadas por la guardia civil para llevar gente inocente al TOP. De nada, sólo creo que es necesario dejar constancia.

    Hace 4 años 6 meses

  2. Noden

    La solución es muy fácil. ¿Qué más hace falta para aplicar la ley y reformar la constitución para eliminar el nefasto estado de las autonomías que no funcionan en España porque aquí se ha dogmatizado a niños y adultos durante décadas (falseando la historia) para que nos odiemos entre las distintas regiones de España (a diferencia de otros países como Alemania o Estados Unidos, donde van todos a una)? Estado centralizado como el francés es lo único que funciona en España. La historia lo demuestra.

    Hace 4 años 6 meses

  3. zyxwvut

    Vaya, suerte que está el rey para que el señor Martínez haga un artículo sin metáforas, circunloquios y numeritos. Es útil este rey para que se den opiniones contundentes, como la señora Immaculada Colau, que en una entrevista servir en eldiario.es tuvo que echar mano del rey para decir algo "potente" en medio de un oceano de banalidades. Porque claro, el único neofascismo existente es el "español" ¿verdad señor Martínez", los neogolpistas de Cataluña y el neofascismo que incuban es un motivo de risa y chacota, una broma que la mayoría social que estamos contra el secesionismo en Cataluña no sabemos entender por nuestra cortedad "española" y nuestra falta de humor... Hay que hacer méritos ante el secesionismo y marcar perfil de "independencia" y, lo dicho, suerte que está el rey. Fíjese usted lo útil que les resulta, señor Martínez.

    Hace 4 años 6 meses

  4. ricardo cota alta

    El Borbón no debió intervenir aquel día. En su caso, estaba un tal Rajoy, que es el señor que tenía que dar la cara si fuese el caso. Pero la derecha pepera es así. Metieron a éste en el 'fregao' para seguir haciendo el ridículo. A mí, personalmente, me importa un pito lo que diga o deje de decir el monarca. No lo considero representante del estado. Simplemente es una institución de adorno que nos cuesta dinero a todos. Fue una acción muy poco inteligente. Lo bueno de esto es que se ha reactivado el republicanismo.

    Hace 4 años 6 meses

  5. WATTBA - what a time to be alive !

    9.000.000 de €uros/año (base) + comisiones aparte nos cuesta el Comercial Mejor pagado del R78/Ibex35... Eso si, igual te firma un pucherazo de JOH en Honduras, un Golpe de Estado a Evo en Bolivia ó unos contratos de armas con el Wahabismo teocrático de Arabia Saudí... #PocoNosPasa

    Hace 4 años 6 meses

  6. Mark

    Lo del facherío (aparato del PSOE incluído) del régimen y su profeta el facha mayor coronado es de esperar. Los bocadillos de mierda tamaño Titanic que nos pretenden colar los lidercitos de Podemos no son de esperar ni apetecibles. En tiempos para sinvergüenzas como este borbón se pedía guillotina. No lamerles el ojal.

    Hace 4 años 6 meses

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí