1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

Tecetipos

El rastas del Congreso

Lo de Alberto Rodríguez no sienta un peligroso precedente porque la pieza derribada no es él, son la calidad y la decencia democrática y ya fueron derribadas hace tiempo

Gerardo Tecé 24/10/2021

<p>Alberto Rodríguez participa en una sesión de la Comisión de Trabajo, Inclusión, Seguridad Social y Migraciones en 2020.</p>

Alberto Rodríguez participa en una sesión de la Comisión de Trabajo, Inclusión, Seguridad Social y Migraciones en 2020.

Congreso

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

El paso por el Congreso del ya exdiputado Alberto Rodríguez deja para la historia del parlamentarismo español tres momentos estelares. El primero fue la reacción de los miembros tradicionales del hemiciclo cuando, entre los diputados electos de Podemos que debutaban en el Congreso, destacaba un tipo canario con pinta de malo de peli de Steven Seagal. Sus dos metros de altura y su cabeza llena de rastas provocaron imágenes de miembros del PP susurrando entre codazos a su paso. Luego aquello derivó en un debate mediático. ¿No denigra a una institución tan honorable como el Congreso que un representante público luzca ese aspecto tan poco formal? ¿No sería lo deseable que los señores diputados, más allá de anécdotas como que sus partidos estén o no envueltos en numerosas tramas corruptas, acudieran a la Cámara como es debido? El debate duró semanas. El segundo momento estelar de Rodríguez fue una escena poco habitual, por no decir inédita en el Congreso y que dio la vuelta a todos los grupos de whatsapp del país. En un momento cualquiera de una sesión cualquiera, Rodríguez usó su turno de palabra en la tribuna del hemiciclo para despedir a un compañero de otro grupo parlamentario que abandonaba el Congreso, Alfonso Candón, del PP. “Es usted una buena persona y le aporta calidad humana a este sitio, le echaremos de menos”. En esto debería consistir la política, aplaudieron muchos la actitud del canario. El tercer gran momento ha sido su expulsión.

Al mismo TS que nos tiene acostumbrados a dejar escapar de rositas a acusados por tramas de corrupción con numerosas y evidentes pruebas en su contra, esta vez no le tembló el pulso

Dicen algunos que la retirada del acta de diputado a Alberto Rodríguez sienta un peligroso precedente, ya que el testimonio de cualquier policía que decida acusar a un diputado sin pruebas podría acabar con su carrera política. Esta afirmación es falsa. No basta con que un policía haga esto. Para acabar con una carrera política como se ha acabado con la de Alberto Rodríguez, se necesita también un Tribunal Supremo capaz de condenar a un acusado usando como única evidencia el testimonio de uno solo de los muchos policías que aquel día vigilaban una protesta contra el ministro Wert. Un policía que asegura, en contra del visionado de numerosas imágenes, en contra de las declaraciones de otros policías del operativo y en contra de su propio parte médico, haber recibido una agresión en forma de patada por parte de Rodríguez años atrás. Al mismo Tribunal Supremo que nos tiene acostumbrados a dejar escapar de rositas a acusados por tramas de corrupción con numerosas y evidentes pruebas en su contra, esta vez no le tembló el pulso. Se necesita también a una presidenta del Congreso temerosa. Una que renuncie, por miedo a verse envuelta en una polémica mediática, a defender la independencia del poder legislativo. Una presidenta que desprecie las propias recomendaciones de los letrados del Congreso, que aseguraban en su informe que la condena por atentado a la autoridad a Alberto Rodríguez no tenía por qué implicar necesariamente la pérdida de su condición de diputado. Por último, se necesitan unos medios de comunicación que no solo silencien un evidente montaje policial y atropello jurídico, sino que arrimen el hombro maniobrando para que la expulsión de Alberto Rodríguez cale en la sociedad como un acto de eficacia de la ley. “Las imágenes demuestran que Alberto Rodríguez sí estaba allí”, titularon algunos en un sutil ejercicio de manipulación, obviando que Alberto Rodríguez siempre dijo que estuvo allí.

Si lo que nos preocupa es que esto siembre un peligroso precedente, podemos estar tranquilos. Para que algo así vuelva a pasar, hay que activar de nuevo todos los mecanismos, manipulaciones y dejaciones de funciones anteriores. Una pesada maquinaria que nunca llegaría a alcanzar el éxito si la víctima ocasional fuese uno de esos miembros de partidos que visten como es debido al acudir al Congreso. El mismo Alberto Rodríguez que despedía con palabras de aprecio a un diputado del PP abandona la política en medio del silencio atronador de la gran mayoría de sus compañeros de la Cámara. Silencio en el mejor de los casos porque, en el peor, son gritos de victoria en la bancada de la derecha por la pieza derribada, no importa el cómo. Que vivimos en una guerra civil política lo sabemos desde hace tiempo. Que la Justicia independiente que defiende el PP es esta que ha condenado de este modo a Alberto Rodríguez también está claro. El canario anuncia que recurrirá. Quizá, en unos años, un tribunal europeo le dé la razón. Entonces sabremos que su condena, el tratamiento de su caso y su expulsión del Congreso fueron injustas. Y dará igual porque la inmensa mayoría de la población no le prestará atención al asunto. Esa es la clave que la derecha política y judicial conocen y usan a la perfección: compensa degradar la democracia porque la sociedad española no tiene un compromiso democrático real, más allá de la celebración de elecciones cada equis años. Lo de Alberto Rodríguez no sienta un peligroso precedente porque la pieza derribada no es él, son la calidad y la decencia democrática y ya fueron derribadas hace tiempo.

El paso por el Congreso del ya exdiputado Alberto Rodríguez deja para la historia del parlamentarismo español tres momentos estelares. El primero fue la reacción de los miembros tradicionales del hemiciclo cuando, entre los diputados electos de Podemos que debutaban en el Congreso, destacaba un tipo canario con...

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autor >

Gerardo Tecé

Soy Gerardo Tecé. Modelo y actriz. Escribo cosas en sitios desde que tengo uso de Internet. Ahora en CTXT, observando eso que llaman actualidad e intentando dibujarle un contexto.

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

3 comentario(s)

¿Quieres decir algo? + Déjanos un comentario

  1. js-traductor

    Visto lo visto, la conclusión de Tecé de que «la calidad y la decencia democrática y ya fueron derribadas hace tiempo» se me antoja incluso magnánima con este régimen de trileros togados y condecorados. Viendo las cosas desde fuera y desde lejos, uno no puede sino augurar tiempos peores. Ojalá me equivoque.

    Hace 1 mes 22 horas 19 minutos

  2. Fernando

    Pasarán años hasta que el TEDH se pronuncie, pero Batet tenía sobrados soportes y argumentos jurídicos para detener el torpedo judicial contra la línea de flotación de la democracia lanzado por el TS. También podía haber detenido el flagrante acoso personal a quien ha demostrado ser uno de los mejores diputados que ha habido en el Congreso, pero no ha habido ni rastro de humanidad. Y el PSOE aplaudiendo.

    Hace 1 mes 4 días

  3. jmfoncueva

    JMFoncueva (Lo de "logout" es un mote que me ha puesto ctxt y no hay manera de sacudírmelo de encima. Comentario propiamente dicho: Absolutamente de acuerdo, Yo propongo al grupo parlamentario de UP que se abstengan en las próximas votaciones en el Congreso referidas a iniciativas socialistas, pues el PSOE está pasando ya de castaño oscuro. Si se puede presionar, se presiona, que sus representados no creo que los critiquemos por ello.

    Hace 1 mes 4 días

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí