1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

  279. Número 279 · Diciembre 2021

  280. Número 280 · Enero 2022

  281. Número 281 · Febrero 2022

  282. Número 282 · Marzo 2022

  283. Número 283 · Abril 2022

  284. Número 284 · Mayo 2022

  285. Número 285 · Junio 2022

  286. Número 286 · Julio 2022

  287. Número 287 · Agosto 2022

  288. Número 288 · Septiembre 2022

  289. Número 289 · Octubre 2022

  290. Número 290 · Noviembre 2022

  291. Número 291 · Diciembre 2022

  292. Número 292 · Enero 2023

  293. Número 293 · Febrero 2023

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

Diario itinerante

Los puntos débiles del frente amplio de Lula

Las presiones para que el recién elegido presidente en Brasil se desplace al centro emergen incluso antes de que haya tomado el poder

Andy Robinson 31/10/2022

<p>Lula da Silva.</p>

Lula da Silva.

Luis Grañena

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

Lula debe desplazarse ya al centro titula Folha de São Paulotras la ajustada victoria de Luiz Inácio Lula da Silva el domingo 30 de octubre. El diario del establishment paulista –metiendo presión después de cuatro años de apoyo a la izquierda contra Bolsonaro– aconseja moderación fiscal y un uso restringido del Estado para no provocar enfrentamientos con casi la mitad del país que ha votado a Bolsonaro.

La posibilidad de un golpe es casi cero, pero esta también se utiliza para exigir  “responsabilidad” neoliberal a Lula

La posibilidad de un golpe es casi cero, pero esta también se utiliza para exigir  “responsabilidad” neoliberal a Lula. Es la lógica extraña del frente amplio. Porque quienes han entregado la victoria a Lula son los votantes más pobres, sobre todo en el nordeste, en un país en el que más de 30 millones de personas pasan hambre. Casi dos de cada tres votantes que gana menos de dos salarios mínimos mensuales –420 euros– votó a Lula. Estos no quieren moderación fiscal ni políticas que gusten a Wall Street y a los inversores en mercados emergentes.

Hay motivos para pensar que parte de la clase obrera informal, que ya atraviesa una grave crisis humanitaria, votaría a Bolsonaro por una falsa percepción de que es un hombre del pueblo. El subsidio de 600 reales, implementado por Bolsonaro en plena campaña, cuenta con un apoyo muy amplio en las clases populares. Pero el establishment que se ha aliado en estas elecciones con Lula, después de darse cuenta de que habían respaldado en 2018 a un psicópata que ni siquiera era un buen aliado de los mercados, piden ahora una política de centro. “Precisa dar señales inmediatas de responsabilidad presupuestaria y disposición a moverse al centro. Debe acercarse a los especialistas cualificados más allá de (…) los aliados de izquierda”, editorializa Folha de São Paulo.

Mediante un pacto antibolsonarista, Lula logró el apoyo de centristas como Simone Tebet y Geraldo Alckmin

Por un margen de solo dos millones de votos y un punto porcentual, Lula ha conseguido una victoria histórica, volviendo al poder a los 77 años, tres años después de estar encarcelado en una celda de 15 metros cuadrados, víctima del lawfare. “Me enterraron vivo”, dijo el domingo tras conocer los resultados, en un emotivo discurso ante decenas de miles de militantes de la izquierda en São Paulo.

Ahora hay que analizar con frialdad hasta qué punto la victoria se debe al éxito de la amplia coalición o si ha sido por el fuerte compromiso de Lula de hacer políticas de apoyo a las capas sociales más necesitadas, que en estos momentos son la mayoría. Tiendo a pensar lo último.

Mediante un pacto antibolsonarista, Lula logró el apoyo de centristas como Simone Tebet y Geraldo Alckmin, el candidato conservador a vicepresidente, contrincante de Lula en las elecciones de 2006. Estos interpretaban la coalición amplia y moderada como la única manera de evitar una victoria de Bolsonaro. Tebet pidió incluso que se abstuvieran del color rojo en los mítines del PT en favor de blanco. Las alianzas con los personajes más identificados con el viejo establishment brasileño, como el expresidente Fernando Henrique Cardoso, han sido elogiadas en todos los centros del poder nacionales e internacionales.

Pero la estrategia de frente amplio, para frenar a la ultraderecha y defender la democracia, que la izquierda ha adoptado en países diversos, desde Francia a Chile, tiene puntos débiles que se han puesto de manifiesto en Brasil.  

La búsqueda del apoyo del establishment “ha reforzado involuntariamente el discurso populista de Bolsonaro (…) un outsider y un no-político”, destacó el sábado Pablo Ortellado, en su columna de O Globo. Desde la perspectiva del votante de Bolsonaro se percibe “la convergencia de todo el sistema y todo el establishmentcon el fin de derrotar a Bolsonaro”. 

Lula ha mantenido el compromiso de subir el salario mínimo en línea con la inflación, así como ampliar el plan de subsidios a las familias pobres

Lula logró el apoyo de economistas de centro como Arminio Fraga, demócrata, sí, pero gestor de fondos de Wall Street. Pero, hasta la fecha, Lula ha mantenido el compromiso de subir el salario mínimo en línea con la inflación, así como ampliar el plan de subsidios a las familias pobres ya anunciado por Bolsonaro. Además, se opone al techo sobre el gasto público y pretende definir el gasto en educación como inversión pública.

La cuestión de si hay que desplazarse al centro para frenar a la ultraderecha es muy relevante para estrategias desde Estados Unidos a España. La victoria del presidente brasileño entre 2003 y 2010, durante la llamada marea rosa del progresismo latinoamericano, consolidaría una nueva ola de victorias: Luis Arce en Bolivia en 2020, Gabriel Boric el año pasado en Chile y Gustavo Petro este año en Colombia. Estos dos últimos optaron por una estrategia de frente amplio mientras que Arce forjó su victoria a partir de la movilización de colectivos campesinos y sociales. Por el momento, Arce es el presidente que más fuerza tiene de los tres.

En todo caso, la victoria de Lula sería un fuerte impulso para esta segunda marea rosa latinoamericana. Pero las presiones de sus aliados moderados, las dificultades fiscales, así como la fuerte presencia de la derecha en el Congreso, dificultarán un plan de transformación económica y social como el que Lula y su sucesora Dilma Rousseff intentaron implementar a partir del segundo gobierno del expresidente, en 2006.  

Como dijo ayer Lula en un emocionante discurso ante decenas de miles de militantes de la izquierda, la única manera de combatir los cantos de sirena de los centristas aliados a la oligarquía de São Paulo y los mercados de Wall Street es mediante la movilización de sus bases.

El plan económico del PT es una obra en construcción, pero en una carta abierta al electorado, publicada la semana pasada, se comprometía a aumentar la inversión en infraestructuras utilizando los dos grandes pilares económicos del Estado: el enorme banco público BNDES y la petrolera semiestatal Petrobras.

La única manera de combatir los cantos de sirena de los centristas aliados a la oligarquía y los mercados de Wall Street es mediante la movilización de sus bases

Así mismo, anunció un plan de choque para los 33 millones de personas que pasan hambre y para ampliar el subsidio, aprobado por Bolsonaro, para las familias más pobres. A los 600 reales (114 euros) por familia se le añadirían 150 reales (30 euros) más por niño. Lula también pretende renegociar la deuda de las familias pobres.

Los centristas del frente amplio, con el apoyo de los mercados financieros, se opondrán, seguramente, a estas medidas. “Quiere repetir los errores del pasado con un papel impulsor del Estado en la economía”, atacó el influyente columnista de O Globo Merval Pereira, que ha apoyado la coalición amplia antibolsonarista y ahora exige también un gobierno que no sea de izquierdas sino de Faria Lima, el poder empresarial de São Paulo. La guerra desde fuera y dentro del frente amplio se declara antes incluso de tomar el poder. 

Lula debe desplazarse ya al centro titula Folha de São Paulotras la ajustada victoria de Luiz Inácio...

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autor >

Andy Robinson

Es corresponsal volante de ‘La Vanguardia’ y colaborador de Ctxt desde su fundación. Además, pertenece al Consejo Editorial de este medio. Su último libro es ‘Oro, petróleo y aguacates: Las nuevas venas abiertas de América Latina’ (Arpa 2020)

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí