1. Número 1 · Enero 2015

  2. Número 2 · Enero 2015

  3. Número 3 · Enero 2015

  4. Número 4 · Febrero 2015

  5. Número 5 · Febrero 2015

  6. Número 6 · Febrero 2015

  7. Número 7 · Febrero 2015

  8. Número 8 · Marzo 2015

  9. Número 9 · Marzo 2015

  10. Número 10 · Marzo 2015

  11. Número 11 · Marzo 2015

  12. Número 12 · Abril 2015

  13. Número 13 · Abril 2015

  14. Número 14 · Abril 2015

  15. Número 15 · Abril 2015

  16. Número 16 · Mayo 2015

  17. Número 17 · Mayo 2015

  18. Número 18 · Mayo 2015

  19. Número 19 · Mayo 2015

  20. Número 20 · Junio 2015

  21. Número 21 · Junio 2015

  22. Número 22 · Junio 2015

  23. Número 23 · Junio 2015

  24. Número 24 · Julio 2015

  25. Número 25 · Julio 2015

  26. Número 26 · Julio 2015

  27. Número 27 · Julio 2015

  28. Número 28 · Septiembre 2015

  29. Número 29 · Septiembre 2015

  30. Número 30 · Septiembre 2015

  31. Número 31 · Septiembre 2015

  32. Número 32 · Septiembre 2015

  33. Número 33 · Octubre 2015

  34. Número 34 · Octubre 2015

  35. Número 35 · Octubre 2015

  36. Número 36 · Octubre 2015

  37. Número 37 · Noviembre 2015

  38. Número 38 · Noviembre 2015

  39. Número 39 · Noviembre 2015

  40. Número 40 · Noviembre 2015

  41. Número 41 · Diciembre 2015

  42. Número 42 · Diciembre 2015

  43. Número 43 · Diciembre 2015

  44. Número 44 · Diciembre 2015

  45. Número 45 · Diciembre 2015

  46. Número 46 · Enero 2016

  47. Número 47 · Enero 2016

  48. Número 48 · Enero 2016

  49. Número 49 · Enero 2016

  50. Número 50 · Febrero 2016

  51. Número 51 · Febrero 2016

  52. Número 52 · Febrero 2016

  53. Número 53 · Febrero 2016

  54. Número 54 · Marzo 2016

  55. Número 55 · Marzo 2016

  56. Número 56 · Marzo 2016

  57. Número 57 · Marzo 2016

  58. Número 58 · Marzo 2016

  59. Número 59 · Abril 2016

  60. Número 60 · Abril 2016

  61. Número 61 · Abril 2016

  62. Número 62 · Abril 2016

  63. Número 63 · Mayo 2016

  64. Número 64 · Mayo 2016

  65. Número 65 · Mayo 2016

  66. Número 66 · Mayo 2016

  67. Número 67 · Junio 2016

  68. Número 68 · Junio 2016

  69. Número 69 · Junio 2016

  70. Número 70 · Junio 2016

  71. Número 71 · Junio 2016

  72. Número 72 · Julio 2016

  73. Número 73 · Julio 2016

  74. Número 74 · Julio 2016

  75. Número 75 · Julio 2016

  76. Número 76 · Agosto 2016

  77. Número 77 · Agosto 2016

  78. Número 78 · Agosto 2016

  79. Número 79 · Agosto 2016

  80. Número 80 · Agosto 2016

  81. Número 81 · Septiembre 2016

  82. Número 82 · Septiembre 2016

  83. Número 83 · Septiembre 2016

  84. Número 84 · Septiembre 2016

  85. Número 85 · Octubre 2016

  86. Número 86 · Octubre 2016

  87. Número 87 · Octubre 2016

  88. Número 88 · Octubre 2016

  89. Número 89 · Noviembre 2016

  90. Número 90 · Noviembre 2016

  91. Número 91 · Noviembre 2016

  92. Número 92 · Noviembre 2016

  93. Número 93 · Noviembre 2016

  94. Número 94 · Diciembre 2016

  95. Número 95 · Diciembre 2016

  96. Número 96 · Diciembre 2016

  97. Número 97 · Diciembre 2016

  98. Número 98 · Enero 2017

  99. Número 99 · Enero 2017

  100. Número 100 · Enero 2017

  101. Número 101 · Enero 2017

  102. Número 102 · Febrero 2017

  103. Número 103 · Febrero 2017

  104. Número 104 · Febrero 2017

  105. Número 105 · Febrero 2017

  106. Número 106 · Marzo 2017

  107. Número 107 · Marzo 2017

  108. Número 108 · Marzo 2017

  109. Número 109 · Marzo 2017

  110. Número 110 · Marzo 2017

  111. Número 111 · Abril 2017

  112. Número 112 · Abril 2017

  113. Número 113 · Abril 2017

  114. Número 114 · Abril 2017

  115. Número 115 · Mayo 2017

  116. Número 116 · Mayo 2017

  117. Número 117 · Mayo 2017

  118. Número 118 · Mayo 2017

  119. Número 119 · Mayo 2017

  120. Número 120 · Junio 2017

  121. Número 121 · Junio 2017

  122. Número 122 · Junio 2017

  123. Número 123 · Junio 2017

  124. Número 124 · Julio 2017

  125. Número 125 · Julio 2017

  126. Número 126 · Julio 2017

  127. Número 127 · Julio 2017

  128. Número 128 · Agosto 2017

  129. Número 129 · Agosto 2017

  130. Número 130 · Agosto 2017

  131. Número 131 · Agosto 2017

  132. Número 132 · Agosto 2017

  133. Número 133 · Septiembre 2017

  134. Número 134 · Septiembre 2017

  135. Número 135 · Septiembre 2017

  136. Número 136 · Septiembre 2017

  137. Número 137 · Octubre 2017

  138. Número 138 · Octubre 2017

  139. Número 139 · Octubre 2017

  140. Número 140 · Octubre 2017

  141. Número 141 · Noviembre 2017

  142. Número 142 · Noviembre 2017

  143. Número 143 · Noviembre 2017

  144. Número 144 · Noviembre 2017

  145. Número 145 · Noviembre 2017

  146. Número 146 · Diciembre 2017

  147. Número 147 · Diciembre 2017

  148. Número 148 · Diciembre 2017

  149. Número 149 · Diciembre 2017

  150. Número 150 · Enero 2018

  151. Número 151 · Enero 2018

  152. Número 152 · Enero 2018

  153. Número 153 · Enero 2018

  154. Número 154 · Enero 2018

  155. Número 155 · Febrero 2018

  156. Número 156 · Febrero 2018

  157. Número 157 · Febrero 2018

  158. Número 158 · Febrero 2018

  159. Número 159 · Marzo 2018

  160. Número 160 · Marzo 2018

  161. Número 161 · Marzo 2018

  162. Número 162 · Marzo 2018

  163. Número 163 · Abril 2018

  164. Número 164 · Abril 2018

  165. Número 165 · Abril 2018

  166. Número 166 · Abril 2018

  167. Número 167 · Mayo 2018

  168. Número 168 · Mayo 2018

  169. Número 169 · Mayo 2018

  170. Número 170 · Mayo 2018

  171. Número 171 · Mayo 2018

  172. Número 172 · Junio 2018

  173. Número 173 · Junio 2018

  174. Número 174 · Junio 2018

  175. Número 175 · Junio 2018

  176. Número 176 · Julio 2018

  177. Número 177 · Julio 2018

  178. Número 178 · Julio 2018

  179. Número 179 · Julio 2018

  180. Número 180 · Agosto 2018

  181. Número 181 · Agosto 2018

  182. Número 182 · Agosto 2018

  183. Número 183 · Agosto 2018

  184. Número 184 · Agosto 2018

  185. Número 185 · Septiembre 2018

  186. Número 186 · Septiembre 2018

  187. Número 187 · Septiembre 2018

  188. Número 188 · Septiembre 2018

  189. Número 189 · Octubre 2018

  190. Número 190 · Octubre 2018

  191. Número 191 · Octubre 2018

  192. Número 192 · Octubre 2018

  193. Número 193 · Octubre 2018

  194. Número 194 · Noviembre 2018

  195. Número 195 · Noviembre 2018

  196. Número 196 · Noviembre 2018

  197. Número 197 · Noviembre 2018

  198. Número 198 · Diciembre 2018

  199. Número 199 · Diciembre 2018

  200. Número 200 · Diciembre 2018

  201. Número 201 · Diciembre 2018

  202. Número 202 · Enero 2019

  203. Número 203 · Enero 2019

  204. Número 204 · Enero 2019

  205. Número 205 · Enero 2019

  206. Número 206 · Enero 2019

  207. Número 207 · Febrero 2019

  208. Número 208 · Febrero 2019

  209. Número 209 · Febrero 2019

  210. Número 210 · Febrero 2019

  211. Número 211 · Marzo 2019

  212. Número 212 · Marzo 2019

  213. Número 213 · Marzo 2019

  214. Número 214 · Marzo 2019

  215. Número 215 · Abril 2019

  216. Número 216 · Abril 2019

  217. Número 217 · Abril 2019

  218. Número 218 · Abril 2019

  219. Número 219 · Mayo 2019

  220. Número 220 · Mayo 2019

  221. Número 221 · Mayo 2019

  222. Número 222 · Mayo 2019

  223. Número 223 · Mayo 2019

  224. Número 224 · Junio 2019

  225. Número 225 · Junio 2019

  226. Número 226 · Junio 2019

  227. Número 227 · Junio 2019

  228. Número 228 · Julio 2019

  229. Número 229 · Julio 2019

  230. Número 230 · Julio 2019

  231. Número 231 · Julio 2019

  232. Número 232 · Julio 2019

  233. Número 233 · Agosto 2019

  234. Número 234 · Agosto 2019

  235. Número 235 · Agosto 2019

  236. Número 236 · Agosto 2019

  237. Número 237 · Septiembre 2019

  238. Número 238 · Septiembre 2019

  239. Número 239 · Septiembre 2019

  240. Número 240 · Septiembre 2019

  241. Número 241 · Octubre 2019

  242. Número 242 · Octubre 2019

  243. Número 243 · Octubre 2019

  244. Número 244 · Octubre 2019

  245. Número 245 · Octubre 2019

  246. Número 246 · Noviembre 2019

  247. Número 247 · Noviembre 2019

  248. Número 248 · Noviembre 2019

  249. Número 249 · Noviembre 2019

  250. Número 250 · Diciembre 2019

  251. Número 251 · Diciembre 2019

  252. Número 252 · Diciembre 2019

  253. Número 253 · Diciembre 2019

  254. Número 254 · Enero 2020

  255. Número 255 · Enero 2020

  256. Número 256 · Enero 2020

  257. Número 257 · Febrero 2020

  258. Número 258 · Marzo 2020

  259. Número 259 · Abril 2020

  260. Número 260 · Mayo 2020

  261. Número 261 · Junio 2020

  262. Número 262 · Julio 2020

  263. Número 263 · Agosto 2020

  264. Número 264 · Septiembre 2020

  265. Número 265 · Octubre 2020

  266. Número 266 · Noviembre 2020

  267. Número 267 · Diciembre 2020

  268. Número 268 · Enero 2021

  269. Número 269 · Febrero 2021

  270. Número 270 · Marzo 2021

  271. Número 271 · Abril 2021

  272. Número 272 · Mayo 2021

  273. Número 273 · Junio 2021

  274. Número 274 · Julio 2021

  275. Número 275 · Agosto 2021

  276. Número 276 · Septiembre 2021

  277. Número 277 · Octubre 2021

  278. Número 278 · Noviembre 2021

  279. Número 279 · Diciembre 2021

  280. Número 280 · Enero 2022

  281. Número 281 · Febrero 2022

  282. Número 282 · Marzo 2022

  283. Número 283 · Abril 2022

  284. Número 284 · Mayo 2022

  285. Número 285 · Junio 2022

  286. Número 286 · Julio 2022

  287. Número 287 · Agosto 2022

  288. Número 288 · Septiembre 2022

  289. Número 289 · Octubre 2022

  290. Número 290 · Noviembre 2022

  291. Número 291 · Diciembre 2022

  292. Número 292 · Enero 2023

  293. Número 293 · Febrero 2023

  294. Número 294 · Marzo 2023

  295. Número 295 · Abril 2023

  296. Número 296 · Mayo 2023

  297. Número 297 · Junio 2023

  298. Número 298 · Julio 2023

  299. Número 299 · Agosto 2023

  300. Número 300 · Septiembre 2023

  301. Número 301 · Octubre 2023

  302. Número 302 · Noviembre 2023

  303. Número 303 · Diciembre 2023

  304. Número 304 · Enero 2024

  305. Número 305 · Febrero 2024

  306. Número 306 · Marzo 2024

  307. Número 307 · Abril 2024

CTXT necesita 15.000 socias/os para seguir creciendo. Suscríbete a CTXT

COLABORACIONISMO

El conflicto de Gaza desafía la unidad de los demócratas

Con su política de apoyo incondicional a Israel, Biden pone en peligro su reelección y la supervivencia misma del Estado democrático, amenazado por un creciente autoritarismo

Caroline Conejero Nueva York , 27/01/2024

<p>Biden y Netanyahu, durante una reunión en septiembre de 2023. / <strong>YouTube (abc7NY)</strong></p>

Biden y Netanyahu, durante una reunión en septiembre de 2023. / YouTube (abc7NY)

En CTXT podemos mantener nuestra radical independencia gracias a que las suscripciones suponen el 70% de los ingresos. No aceptamos “noticias” patrocinadas y apenas tenemos publicidad. Si puedes apoyarnos desde 3 euros mensuales, suscribete aquí

El conflicto de Israel en Gaza ha encendido la mecha de la división en el Partido Demócrata entre las alas conservadora y progresista que, hasta ahora, mantenían una suerte de pax romana para sostener la escuálida mayoría del partido en el Senado, que ha permitido frenar el bloqueo republicano y aprobar la agenda legislativa de Biden durante estos tres últimos años.

Pero el malestar por la brutalidad de la guerra ha trascendido las tradicionales líneas ideológicas y ha profundizado las fracturas étnicas y culturales que ya existían en el puzle demócrata, cuyas amplias implicaciones políticas entran en juego en un difícil y crucial año electoral.

Si por un lado judíos, árabes y musulmanes progresistas han trazado la línea roja en el atroz número de víctimas (que asciende ya a más de 25.000), los demócratas conservadores, aliados del lobby israelí, han alzado el grito de guerra contra los que cuestionan la incondicionalidad del apoyo militar a Israel de la Administración Biden.

Así las cosas, la semana pasada, el veterano senador progresista Bernie Sanders puso a prueba al establishment del Senado al forzar la votación de una medida legislativa dirigida a condicionar la ayuda a Israel a una verificación de violaciones de derechos humanos y de acuerdos internacionales. “Israel tiene absolutamente derecho a defenderse, pero no a cometer genocidio”, dijo Sanders.

Sanders puso a prueba al establishment del Senado al forzar la votación de una medida para condicionar la ayuda a Israel

La medida, la primera de este tipo, resucitaba una disposición de la Ley de Ayuda Exterior de 1961, que permite al Congreso supervisar la asistencia militar del Gobierno y que habría obligado al Departamento de Estado a emitir un informe en 30 días sobre las violaciones de derechos humanos de la ofensiva militar israelí en Gaza.

Sabiendo que la medida no tenía los votos para pasar (72 en contra y 11 a favor), Sanders utilizó la votación para abrir el debate sobre la incondicionalidad y obligar a los senadores a hacer públicas sus posiciones.

En el otro lado de la bancada demócrata, el líder de la mayoría en el Senado, el más conservador y también judío, Chuck Schumer, cerró filas con la Casa Blanca en oposición a la resolución, en un momento en que la Administración Biden busca la aprobación en el Congreso de 14.000 millones de dólares adicionales a los 3.800 millones de asistencia de seguridad que se otorgan a Israel anualmente.

En la Cámara de Representantes también ha habido movimiento.

En un paso sin precedentes, Hakeem Jeffries, jefe de la minoría demócrata de la Cámara, anunció su respaldo a la progresista Summer Lee, que se enfrenta a una dura reelección en 2024 y está en el punto de mira de los ataques del Comité de Asuntos Públicos Estadounidense-Israelí (AIPAC) y otros grupos de presión proisraelíes por sus declaraciones a favor de los palestinos.

El apoyo a Lee, que incluye también el del presidente del caucus demócrata, Pete Aguilar, y la adjunta de Jeffries, Katherine Clark, supone la primera vez que el liderazgo demócrata de la Cámara se pronuncia en una dirección opuesta al lobby israelí, acostumbrado al apoyo total de todos los miembros.

Jeffries ya respaldó el pasado agosto a la congresista musulmana Ilhan Omar, miembro del llamado Escuadrón del grupo progresista, cuando el AIPAC reclutaba candidatos para desafiarla en noviembre por sus críticas a Israel y su apoyo abierto a los palestinos.

Por su parte, la jefa del grupo progresista, Pramila Jayapal, emitió una declaración en respuesta a Netanyahu, que, liberado ya de pretextos, ha puesto por fin todas las cartas sobre la mesa: su Gobierno ejercerá control completo para siempre en todo el territorio al oeste del río Jordán, un plan en el que la soberanía palestina no tiene cabida.

Jayapal –que representa a 103 progresistas (casi la mitad del total (213) de demócratas de la Cámara), más el senador Sanders– señaló en una declaración en vídeo que la postura del primer ministro israelí “debería llevar a replantearnos nuestra relación de apoyo incondicional a su Gobierno”.

Simultáneamente, un grupo de 15 miembros judíos, que incluye moderados y progresistas de alto ranking como Jamie Raskin, Jerry Nadler, Adam Schiff y Elissa Slotkin, emitieron un comunicado el 19 de enero en el que señalaban “no estar de acuerdo con el primer ministro” de la nación predominantemente judía. La declaración seguía exponiendo que “el camino a seguir es una solución de dos Estados”.

La ecuación política sobre el tema de Gaza sólo se entiende al sopesar el prominente papel que ejercen los grupos de presión proisraelí, especialmente el poderoso Comité de Asuntos Públicos Estadounidense-Israelí, cuyas vastas transfusiones de dinero en el tablero electoral nacional pueden suponer la victoria o la ruina de un candidato al Congreso.

Aunque los grupos de interés forman parte habitual del espacio político de Washington, el lobby israelí, a través de su PAC (Comité de Acción Política), excede a la mayoría en el volumen de donaciones a legisladores: más de 58 millones de dólares en el último ciclo electoral de 2022, una cantidad que supera las donaciones de la industria del petróleo y el gas juntos.

El lobby israelí donó más de 58 millones de dólares a legisladores en el último ciclo electoral de 2022

Según una investigación del diario The Guardian, los congresistas que declararon su apoyo durante las primeras seis semanas de la guerra de Gaza recibieron en las últimas elecciones un promedio de 125.000 dólares por parte de grupos de lobby e individuos proisraelíes. Mientras que los legisladores que expresaron opiniones más pro-palestinas sólo recibieron un promedio de 18.000 dólares de estos grupos.

El AIPAC, que define cualquier crítica a Israel como antisemitismo, desembolsa enormes cantidades de dinero en las campañas primarias para derrotar a legisladores que critican a Israel, con independencia de la agenda política del candidato.

Así, en 2022, el AIPAC respaldó a más de 100 candidatos del extremismo MAGA (Make America Great Again) al Congreso, entre los que había republicanos con vínculos con grupos supremacistas blancos y congresistas que intentaron bloquear la victoria electoral de Joe Biden, porque entiende que la defensa de Israel contra las crecientes críticas a su opresión de los palestinos prevalece sobre otras consideraciones.

El AIPAC y su aliado Mayoría Democrática de Israel (DMFI) han intensificado los ataques contra los legisladores progresistas que trataron de aprobar una resolución de alto el fuego y votaron en contra de la ayuda a Israel que no mencionaba a los palestinos asesinados.

En este año electoral, el AIPAC planea gastar más de 100 millones contra los progresistas, incluida Rashida Tlaib, miembro del Escuadrón y la única palestina del Congreso.

En su nuevo libro El Escuadrón: AOC (Alexandria Ocasio-Cortez) y la esperanza de una revolución política, el periodista del Intercept Ryan Grim expone que “la enorme influencia del AIPAC en las campañas nacionales viene acompañada de ‘una amenaza implícita’”, refiriéndose a las donaciones que se ofrecen a los candidatos. Un dinero que si no se acepta “se seguirá gastando, pero en contra de ellos”, dice.

La división sobre el tema de Gaza se extiende también al electorado y a los donantes políticos al Partido Demócrata.

La posición de Biden de ayuda incondicional a Israel ha enfurecido tanto a la comunidad demócrata judía como a la árabe y musulmana, éste último un electorado que, a pesar de representar sólo el 1% de la población, en 2020 fue fundamental en estados clave como Michigan, donde el presidente ganó por sólo 150.000 votos.

Una encuesta de octubre mostró un desplome del 59% al 17% en el apoyo de demócratas árabes y musulmanes a Biden, y en Michigan, más de dos tercios del electorado declaró que planea votar en contra del presidente.

Por su parte, los principales donantes del partido han anunciado su intención de reemplazar a los críticos con Israel, especialmente al grupo de las congresistas del Escuadrón: Alexandria Ocasio-Cortez, Ilhan Omar, Ayanna Pressley y Rashida Tlaib, que en octubre se atrevieron a proponer una resolución de alto el fuego.

Los principales donantes del partido han anunciado su intención de reemplazar a los críticos con Israel

Donantes como el multimillonario Reid Hoffman, que financia el PAC Demócratas Mainstream, está considerando asociarse con el AIPAC y el DMFI para consolidar esfuerzos.

También el financiero superdonante demócrata Bill Ackman, arquitecto de la salida de la presidenta de Harvard, Claudine Gay, por permitir las críticas contra Israel en el campus universitario, está considerando apoyar las campañas de candidatos republicanos e incluso de Trump, molesto por el intento de Biden de poner frenos a la ofensiva de Israel en Gaza.

El astuto Netanyahu –que, como Trump, aunque con diferencias, lucha por su futuro político para librarse de su propio acoso judicial– ha logrado llevar al anciano presidente Biden a una encerrona política y bélica que no solo pone en peligro su reelección en noviembre, sino también la supervivencia misma del Estado democrático, amenazado por el creciente autoritarismo.

Biden –que recientemente se declaró sionista sin saber muy bien qué significa–, tras cinco décadas en Washington, sabe algo sobre supervivencia política. El veterano demócrata entiende muy bien que, en el fondo, el AIPAC (y sus aliados) actúa como un subsidiario caballo de Troya de Netanyahu y que cualquier paso en falso podría costarle las elecciones.

En su cálculo de invertir gran parte de su capital político en el apoyo incondicional a Israel, Biden ha envuelto al país en dos guerras regionales de facto, y se ha granjeado el título de co-conspirador en la demanda internacional de genocidio en la Corte Internacional de Justicia.

Y aunque para la mayoría de los electores estadounidenses todo ello quizá no cuente tanto a la hora de decidir su voto, la realidad es que Gaza complica su ya escasa capacidad de maniobra de cara a noviembre.

El conflicto de Israel en Gaza ha encendido la mecha de la división en el Partido Demócrata entre las alas conservadora y progresista que, hasta ahora, mantenían una suerte de pax romana para sostener la escuálida mayoría del partido en el Senado, que ha permitido frenar el bloqueo republicano y aprobar...

Este artículo es exclusivo para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí

Autora >

Caroline Conejero

Suscríbete a CTXT

Orgullosas
de llegar tarde
a las últimas noticias

Gracias a tu suscripción podemos ejercer un periodismo público y en libertad.
¿Quieres suscribirte a CTXT por solo 6 euros al mes? Pulsa aquí

Artículos relacionados >

1 comentario(s)

¿Quieres decir algo? + Déjanos un comentario

  1. jose-lazaro-bercianos

    A pesar de que a los que nos gusta esto de la política sigamos el tema con atención, la tensión en la sociedad americana respecto a este ciclo electoral es mucho menor que hace cuatro años. Los tres candidatos apenas se diferencian en sus políticas fiscales, sociales o internacionales, al margen de algún guiño a sus bases. Incluso la idea de que la democracia está en juego ha perdido fuerza, entre otras cosas por lo que de manera tan clara describe este artículo. La alternativa que Haley y Biden representan frente a la deriva autoritaria de Trump, se presenta de manera descarnada como un juego de intereses cruzados de los lobbies de turno (complejo militar, oil & gas, sionista, farma, aseguradoras, fondos, etc.). Y tampoco ayuda el sistema de distrito electoral que obliga al votante a elegir siempre entre dos candidatos, uno repúblicano y uno demócrata para cualquier carrera (congreso, senado, ayuntamientos, jueces de condado, etc.).

    Hace 2 meses 28 días

Deja un comentario


Los comentarios solo están habilitados para las personas suscritas a CTXT. Puedes suscribirte aquí